Compartir:
Hoy es noticia en los medios escritos, y a falta de aprobación en próximo pleno (que podrás seguir en directo en nuestro canal www.arousatv.com) la nueva ordenanza municipal de circulación prohíbe expresamente "la actividad de aparcacoches" o más comúnmente "gorrillas".
En Vilagarcía es bastante habitual este tipo de actividad, y en absolutamente todos los recintos donde tenga cabida una zona de aparcamiento, hay necesariamente uno o dos gorrillas a la caida de la propina por esta labor.
Con esta última ordenanza se propone acabar con esta imagen.

Esto da lugar a un debate amplio, ya que existe un entramado de personas que viven de este limosneo. Es más, es habitual ver como ceden los turnos en las diferentes zonas, que previamente se han asignado. Es decir, es una labor perfectamente organizada y jerarquizada.
Es común ver a estas personas enzarzadas en discusiones sobre a quien pertenece el lugar y el turno. Si bien no trasciende que coaccionen al pago, la posibilidad de encontrarte con una sorpresa a la vuelta hace que se opte por darle alguna limosna.

Sin embargo, coexisten también "autonomos" en este oficio, que realizan su actividad de forma independiente y tienen su zona de trabajo. Todos conocemos casos. Cabe decir que no solo ejercen una labor interesante, de cara al aprovechamiento del espacio de aparcamiento, cada vez más limitado, e impidiendo que se obstaculicen las zonas de paso. Sino que son colaboradores a la hora de localizar al dueño de un coche que impide el tráfico.

En todo caso, estas medidas implican necesariamente mayor vigilancia, lo que es lo mismo, mayor numero de efectivos de policía. No solo para evitar que se incumplan esta normativa, sino por el hecho de que existe un riesgo real de aumento de pequeños robos, una vez privados de su sustento diario.


Esta prohibición se suma a las del uso de patines (excepto a menores de 8 años), ocupación de vía, acampada de tiendas, caravanas y autocaravanas, pegado de propaganda en mobiliario urbano, juegos que molesten a transeúntes, saltar, correr, circulación de vehículos de más de 12 toneladas (excepto autobuses y vehículos municipales), venta ambulante y reparto de publicidad en semaforos, graffitis. Especial interes tiene la prohibición de formar grupos que obliguen a otros a bajar de la acera.

En fin, se apruebe o no esta ordenanza, será difícil hacerla cumplir a rajatabla.


 
Top