¿Por qué se cae la gente en la Plaza de Galicia en Vilagarcía?

¿Por qué se cae la gente en la recién estrenada obra de la Plaza de Galicia en Vilagarcía? 

Hasta el momento un total de cuatro personas han acabado dentro del agua, cuando apenas pasan dos días desde la inauguración.  

De las cuatro personas, tres tienen edades aproximadas de 70-80 años.  

Actualización miércoles: Cinco personas caen en el estanque  

Actualización miércoles: Por Unha Marea Na Vila' pide al Concello que revise si existen defectos de accesibilidad 

Actualización jueves:  El Concello estudiará medidas para evitar más accidentes en la Plaza de Galicia. Mientras, colocará maceteros en los bordes del puente 


El sábado por la mañana se inauguró la obra de humanización de la Plaza de Galicia, con la intención clara por parte del gobierno del Concello de Vilagarcía de devolver las plazas a los ciudadanos, que interactúen y que usen el mobiliario urbano, que se mojen los pies si lo desean. En el proyecto presentado por el arquitecto Mariano Vázquez se representa a niños, personas adultas y ancianos paseando por las zonas ajardinadas, jugando con el agua, sentándose a descansar. Se puede apreciar a una persona semiacostada leyendo en una de las rampas, e incluso a dos chicos con skate patinar en las rampas que pueden a su vez convertirse en "half" para hacer piruetas sobre las tablas. La obra contará con fuente luminosa, puntos de luz de colores e incluso hilo musical.

Durante su construcción, la obra no está exenta de polémica, primero por problemas de tráfico y el aumento de los tiempos de ruta en el transporte público que una parte de la población achaca a este corte de la calle. El Concello defiende que no, e incluso que estarían más relacionados con el mayor uso del vehículo tras los años de crisis.

en el proyecto, los peatones interactúan con los elementos
Por otro lado, empiezan a aparecer voces que dudan sobre lo idóneo de los materiales, la seguridad de los elementos o los desniveles. Ravella defiende en todo momento que las obras cumplen todos los requisitos de seguridad, argumenta incluso que esta obra ayudaría a evitar inundaciones.

Finalmente la obra se presenta el sábado al mediodía, con la presencia del alcalde, concejales y la presidenta de la Diputación de Pontevedra, que da el visto bueno a la nueva plaza y valora su uso para evitar inundaciones, de la interacción de la gente con los elementos, de que estas obras "contribuyen a que seamos más felices"

La primera caída 

El domingo por la noche, pocas horas después de la presentación en público, ocurre el primer accidente, y hasta el momento el más grave: una señora de unos setenta años que viene desde Rey Daviña hacia la plaza, mira hacia el jardín, no advierte el desnivel, se precipita dentro del estanque y se daña gravemente un tobillo (lugar mostrado en la primera foto) Resultado: posible rotura y múltiples contusiones en extremidades.

Esto da pie a un intenso debate público, en el cual las personas que habían visto peligro en las formas y desniveles de los elementos indican que esto "iba a pasar", y por otro lado los defensores de la obra indican que es seguro, que la gente debería tener cuidado, o incluso procurar pasar alejado de los elementos. El concello indica que el accidente es fortuito y que podría haber ocurrido en cualquier otro lugar.

Tres casos más 

Unas horas después, el lunes por la mañana y casi simultaneamente, dos personas se adentran en la obra, terminando dentro del agua empapándose los pies la primera, sin mayor relevancia, solo la mojadura y la sorpresa. El segundo cae por el lado contrario al que se había caído la señora del domingo, más aparatosamente, pero por suerte sin consecuencias graves. Mojadura y el susto.

Y por último, a la mañana siguiente, martes, un nuevo caso, un señor avanza por la rampa hasta entrar en el agua. De nuevo, otra mojadura.

actualización miércoles 11h: Una quinta persona, señor mayor, mismo rango de edad, cae también dentro del agua, aproximadamente en el mismo lugar de la primera caida.

Entonces ¿qué está pasando?, ¿acaso una obra que debería ser de acceso a los peatones, para disfrute de todos, debe procurar evitarse para no hacerse daño?, ¿es culpa del peatón o la obra tiene algún tipo de deficiencia?

1- Caida de señora 70 años a las 22h del domingo. Grave. 2- Bajada hasta estanque de señora sobre las 9h del lunes. Sin consecuencias. 3- Caída aparatosa de señor 70-80 años sobre las 9h del lunes. Sin consecuencias. 4- Señor de unos 80 años baja por la rampa y se adentra hasta la zona de agua sin percatarse, mañana del martes./ actualización: Quinta caida: señor del mismo rango de edad se cae aproximadamente en el punto 1. 


¿Cumple la obra con los requisitos de accesibilidad?. 

El Concello defiende que la obra cumple con todos los requisitos. Es lógico pensar que esto es así. Ninguna administración está dispuesta a incumplir la normativa y enfrentarse a problemas posteriormente, así como indemnizaciones.

Consultamos con un arquitecto técnico sobre la normativa sobre espacios públicos, y nos deriva a la reglamentación sobre edificación, en los puntos relacionados con los espacios públicos urbanos, los documentos técnicos de condiciones básicas de accesibilidad y no discriminación para el acceso y utilización de los espacios públicos urbanizados y el Documento básico SUA (Seguridad de utilización y accesibilidad).

No vamos a entrar en nomenclatura técnica, y en muchos casos, la normativa relacionada con los espacios públicos incluyen recomendaciones de uso, así, en el caso de desniveles y discontinuidades en el pavimento, el uso de barandillas a partir de determinada altura mínima, o recomendaciones sobre las láminas de agua en parques y jardines. Para analizarlo en profundidad, habría que tener acceso a los planos del proyecto, y además, se da por hecho, insisto, en que esto esté revisado y aprobado.

"Lámina de agua sin protección. Este tipo de situaciones deben evitarse ya que generan situaciones de peligro a cualquier viandante, pero en especial a los que presentan algún tipo de discapacidad visual." (Manual accesibilidad)


El problema: los desniveles 

En el apartado 3.1 "Desniveles/ Protección de desniveles" del Documento Básico SUA (Seguridad de utilización y accesibilidad) indica el siguiente párrafo:

"Con el fin de limitar el riesgo de caída, existirán barreras de protección en los desniveles, huecos y aberturas (tanto horizontales como verticales) balcones, ventanas, etc. con una diferencia de cota mayor que 55 cm, excepto cuando la disposición constructiva haga muy improbable la caída o cuando la barrera sea incompatible con el uso previsto. 

Disposiciones constructivas que hacen muy improbable la caída (...)podrían ser, por ejemplo, zonas ajardinadas o láminas de agua de suficiente dimensión como para asegurar que ante un comportamiento normal de los usuarios (tratándose de elementos no previstos para caminar sobre ellos) el riesgo de caída es suficientemente bajo. Este tipo de soluciones no podrían aplicarse en aquellos usos mencionados en el apartado SUA 1-3.2.3 párrafo 1, en los que se sea previsible la presencia de niños sin vigilancia continua

Conviene recordar que este tipo de soluciones tienen que disponer de señalización que permita su percepción por personas con discapacidad visual cuando el elemento no sea fácilmente perceptible.

En las zonas de uso público se facilitará la percepción de las diferencias de nivel que no excedan de 55 cm y que sean susceptibles de causar caídas, mediante diferenciación visual y táctil. La diferenciación comenzará a 25 cm del borde, como mínimo."

Así que, sin tener datos sobre la altura real de los desniveles, si son mayores o no de 55cm, lo cuál obligaría a la colocación de pasamanos, nos vamos a centrar en la accesibilidad relacionada con "personas con algún tipo de discapacidad visual" y la necesidad de señalizar.

Accesibilidad a personas con discapacidad visual

Consultamos con un óptico, que nos habla sobre la incidencia de personas mayores con cataratas, o con serios problemas para distinguir contrastes como el cemento y el fondo del estanque. -"Los colores bajo poca luminosidad son muy parecidos, pertenecen a la misma gama cromática y aparte de eso, la claridad/oscuridad -realmente eso es el contraste- es muy parecida".

¿Fué este es el caso de las personas que acabaron en el fondo del estanque?

Es difícil saberlo con exactitud. Pero consultamos con testigos, vimos fotos del momento, y hacemos fotos del conjunto. La falta de indicaciones y la misma tonalidad de los colores, con el agravante de la lluvia, hace que sea muy difícil distinguir los desniveles y la presencia de agua. Aparentemente, una de las personas que se adentro en el agua (sin caerse), lo hizo a través de la rampa, como si no advirtiese la presencia de los elementos -"Lo vimos ir andando, andando ¿a donde va este?, hasta que acabo dentro del agua". Y la primera señora, la del accidente grave, según un testigo presencial -"Se lamentaba de no haber visto el escalón. A esa hora estaba anocheciendo y la verdad, que ese cemento gris claro y el fondo en azul claro, ofrecía muy poco contraste y no me extraña que no lo viese".

En el caso de las personas que cayeron en la obra, tres cuatro eran de avanzada edad (sobre 70 y 80 años), otra de unos cincuenta.

¿Qué medidas se deberían tomar? 

Por lo tanto todo parece indicar que el Concello debería, si no colocar elementos para evitar las caídas, como puedan ser pasamanos, sí señalizar convenientemente estos desniveles, para evitar en la medida de lo posible, que más personas, sea por despiste o por problemas de visión, acaben en el fondo del estanque como incidente más leve. Esperamos en todo caso que esto no suceda, y que las personas que sufrieron estos percances hasta el momento se recuperen de las heridas y del susto.

Una anécdota simpática para terminar... 

Como todas las obras o cambios que se cometen en un pueblo, nunca está exento de polémica, de carga política e incluso de anécdotas. En ésta en concreto, además de la curiosidad de la gente por acercarse a visitar el nuevo espacio (tiene especial éxito la exposición sobre la historia de la plaza colocada al lado de la obra, donde los ciudadanos tiran de recuerdos), se dio también un fenómeno espontáneo, que fue rápidamente imitado: arrojar monedas al fondo del estanque, al más puro estilo de la Fontana de Trevi, y suponemos que cada moneda llevará un deseo, como se suele hacer en estas cosas. Sin embargo, esta mañana las monedas ya no estaban. ¿Las habrá retirado el concello para evitar que el fenómeno vaya a más?. De nuevo un vecino y comerciante habitual de la plaza nos da la clave -"Vinieron dos gorrillas que están siempre aparcando coches en la Tir, las vieron, se descalzaron y se bajaron a recogerlas. ¡No quedó ni una!".

Al fin, dos vecinos que celebran la llegada de la nueva plaza.

Actualizaciones jueves:

  • 'Por Unha marea na Vila' pide al Concello que revise si existen defectos de accesibilidad (miércoles 6jun)
Haciendose eco de la preocupación ciudadana y a raíz de los incidentes ocurridos, Por Unha marea na Vila solicita al Concello que estudie los posibles defectos en la accesibilidad con el fin de corregirlos y evitar riesgos: -"Coincidimos en la apuesta por la humanización de Vilagarcía, pero como ya manifestamos a medida que avanzaban las obras, cualquier propuesta debe incluir como eje fundamental el criterio de seguridad y accesibilidad". Así, consideran que el gobierno "debe responder verificando que no existan elementos, desniveles o zonas de dudosa visibilidad que puedan dificultar los desplazamientos de los peatones". y recuerdan que la plaza -"fue siempre de zona de paso, y dada la intención expresada por el gobierno con este proyecto de humanización, va a ser preciso conjugar ambas cosas".
  • El Concello estudiará medidas para evitar más accidentes en la Plaza de Galicia (jueves 7jun)
Desde el Concello remarcan que el proyecto cumple la normativa de accesibilidad para espacios públicos, y que las caídas se deben en todos los casos a "despistes" por parte de los peatones. Así y todo, teniendo en cuenta los últimos acontecimientos y para tranquilidad de la ciudadanía "que é quen realmente importa", los técnicos determinarán cuál es la solución más idónea para que no se produzcan más caídas por "distracciones", aunque apuntan que por muchas medidas que se adopten, no está garantizado que no se produzcan. Mientras se busca esta solución definitiva, se colocarán de forma provisional unos maceteros en los bordes del puente.

Por último, Ravella sostiene que la inseguridad que puede tener esta obra es la misma que pueda tener el puente peatonal de Vista Alegre o el muelle de pasajeros, con la diferencia -dicen- "que estamos acostumbrados y nadie las cuestiona".


Diego Alcaine
Arousa TV
(Imparcialidad: Arousa Tv y la Guía de Vilagarcía no tienen ningún tipo de vinculación política con ningún partido, y no reciben ningún tipo de ayuda o subvención del concello o administraciones)




Suscríbete a Arousa TV por correo

Publicar un comentario

Y...al margen del color idelógico de cada uno...era realmente necesaria está inversión?

Rampa, no "rampla" (o)

Este comentario ha sido eliminado por el autor. -
Este comentario ha sido eliminado por el autor. -
Este comentario ha sido eliminado por el autor. -

Es bonita y diferente pero era visto que esto pasaría. Demasiados desniveles y aristas, no está pensada para todas las edades. Debería estar todo más alto o aprovechar con un cierre tipo bancos como la zona de la fuente, así se evitaría el transito por el medio de las plantas y riachuelos.

mire como se mire es una aberración

es como las serpientes, hermosamente peligrosa

[blogger]

MKRdezign

Formulario de contacto

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *

Con la tecnología de Blogger.
Javascript DisablePlease Enable Javascript To See All Widget